Death Note llega a Occidente

Death Note está de moda. Este manga japonés (creado en 2003 por Tsugumi Ōba e ilustrado por Takeshi Obata) va a contar no solo con una, sino con dos adaptaciones cinematográficas durante los años 2016 (Death Note: Light up the New World) y 2017 (Death Note, versión americana). Este cómic japonés contaba ya con varias adaptaciones a la pequeña y gran pantalla (una serie de dibujos animados – anime – que comenzó en 2006, un drama televisivo (2015) y tres películas: Death Note (2006), Death Note: The Last Name (2006) y L: Change the World (2008)). La novedad radica en que una de estas adaptaciones va a salir del panorama nipón, puesto que ha sido Netflix la encargada de iniciar el rodaje de la película que se estrenará en 2017 y que estará basada en la historia que nos cuentan los mangas.

RESEÑA

En Death Note se nos cuenta la historia de Light, un chico japonés con unas firmes creencias sobre el bien y el mal que un día encuentra una Death Note (libreta en la que los dioses de la muerte – shinigami – escriben los nombres de las personas cuya vida debe llegar a su fin). A partir de ese momento, veremos cómo el personaje va evolucionando tras descubrir qué es ese extraño objeto que ha encontrado. Junto a la trama principal, encontramos que Light no es el único interesado en la extraña libreta, y la historia acaba arrastrando al espectador a un juego del ratón y el gato muy interesante.

nat-wolff-light-margaret-qualley-misa

Aunque se van a realizar varias adaptaciones de esta historia, en la que nos vamos a centrar es en la adaptación americana. No es la primera vez que Hollywood coge una idea  japonesa y la adapta al panorama cinematográfico occidental, algunos ejemplos de ello son: Dragonball, Ghost in the Shell o The Ring (por nombrar algunos). Y, precisamente por eso, los fans de este mítico manga se encuentran dividos entre la expectación por ver cómo Netflix adapta esta original idea y el miedo a ver cómo se lleva a cabo la adaptación de una de las historias más conocidas de la cultura otaku. No es la primera vez que Estados Unidos, en una de sus adaptaciones, destroza la idea original (como ejemplo podemos emplear el anteriormente citado Dragonball, cuyos fans vieron cómo LA serie con la que muchos se enamoraron de la cultura del manga y anime se convertía en una película que pasaba con más pena que gloria a formar parte de la historia del séptimo arte).

En este caso, una de las cosas que sorprende es el hecho de que la adaptación se ha llevado al extremo, empezando por los nombres de los personajes, de los que solo se van a mantener L y Light (al que también le han cambiado el apellido); casi todos los actores son occidentales y, personalmente, una de las cosas más curiosas es el hecho de que para interpretar a L (que es pálido), se haya escogido al actor Keith Stanfield.

keith-standfield-death-note

Los otros dos actores principales de esta película serán: Nat Wolff (actor de Bajo la misma estrella y Ciudades de papel), que se encargará de realizar el papel protagonista, Light Yagami o, en la versión estadounidense, Light Turner; y Margaret Qualley (actriz en The Leftovers y Palo Alto), como Misa Amane o Mia Sutton, para esta película. El encargado de dirigir esta película es Adam Wingard (conocido por The Guest, Tú eres el siguiente o V/H/S). El rodaje empezó el pasado 7 de julio y a los fans solo nos queda esperar hasta 2017 para ver el resultado de esta nueva adaptación y confiar en que, esta vez, Hollywood mantenga la esencia con la que esta historia consiguió atrapar a sus seguidores en la versión japonesa.

The following two tabs change content below.

pilar

Traductora especializada en traducción audiovisual y en nuevas tecnologías. Apasionada del cine, las series, la literatura y los videojuegos, y enamorada de los idiomas.

Últimas publicaciones de pilar (Ver todas)

Deja un comentario