‘La luz entre los océanos’ Drama solvente de grandes interpretaciones

Durante 1926, en las costas australianas, un bote encalla en una isla remota. Lo encuentran el farero Tom Sherbourne (Michael Fassbender) y su joven esposa Isabel (Alicia Vikander). En el interior del bote yacen un hombre muerto y un bebé aún con vida. Tom e Isabel adoptan al niño y deciden criarlo sin decírselo a nadie. Todo se complica cuando descubren que la madre biológica (Rachel Weisz) está buscando al bebé desesperadamente.

Si algo tiene verdaderamente notable esta película es su magnífico trío protagonista y el nivel que dan a lo largo de las (excesivas) 2 horas de duración. Digo excesivas porque algún que otro tramo de la historia (en especial el principio) se hace bastante cuesta arriba. Por suerte los actores te llevan de la mano hasta un punto en el cual no querrás que te suelten.

El drama que se nos presenta tiene unas cuestiones morales de lo más peliagudas e interesantes. Tras dos abortos consecutivos Isabel (Alicia Vikander) encuentra a orillas de su casa un bote con un bebe sano como caído del cielo. Una especie de deseo realizado por un acto misericordioso. ¿Qué hacer? Si te lo quedas le darás una vida buena, hogar, educación… pero le privarás de su verdadera madre y de la vida que de verdad le pertenece, sin saber si será mejor o peor que la que le ofreces. Por otro lado, al tiempo que te cicatrizas las heridas ocasionadas por perder dos hijos, le estás ocasionando un mal peor si cabe a una madre que busca con desesperación a su bebé perdido en el océano sin saber a ciencia cierta si sigue o no con vida. Y estas cuestiones no son más que la punta del iceberg. ¿Qué ocurre si con los años se descubre el pastel? ¿Tiene derecho su madre biológica a reclamar a ese bebé ya crecido y arrancarle del único hogar que ha conocido y de los que considera sus verdaderos padres?

Como veis las cuestiones que plantea la película son de peso. De hecho es inevitable que, una vez vista, sigas preguntándote ¿Qué hubiera hecho yo? ¿Está bien lo que hicieron los personajes? ¿Son culpables de algo? Por desgracia la película, con su ritmo pausado y a veces tedioso, no está por completo a la altura de las interesantes cuestiones que realiza. Por suerte el reparto está a un nivel magnífico. Por un lado Michael Fassbender hace un personaje frío, distante, tímido, pero al mismo tiempo muy cercano. Sabe jugar muy bien con esa ambigüedad. Por otro lado están Alicia Vikander que sin lugar a dudas es la mejor de la película y Rachel Weisz, que cierra un trío protagonista de gran nivel. 

La dirección de Derek Cianfrance (Cruce de caminos) está a la altura del reparto, sabiendo exprimir lo mejor de todos ellos y con una puesta en escena sobria pero atractiva.

En definitiva, una película muy interesante, dramática en exceso ocasionalmente pero que, con un reparto que brilla, no defraudará.

7/10

The following two tabs change content below.
Montador de promos de películas en el canal 13 TV, colaborador del blog de cine Todoelcinequeviene.com, apasionado del cine, los libros y los cómics.

Deja un comentario